Igualate.org - Plataforma de Orientación Socio Laboral con perspectiva de género | federación de mujeres progresista
Orientación Sociolaboral con perspectiva de género
 
 
buscar
Búsqueda en los contenidos de la web
Histórico de boletines

Boletín Clic@. Marzo 2020

logo clic@

Desde la plataforma Clic@ por la Igualdad mostramos toda nuestra solidaridad con las personas que se están viendo afectadas por la crisis del Covid-19, familiares, personal sanitario y no sanitario de hospitales, residencias, instituciones sociales, comercios de alimentación, limpieza, transporte y logística, farmacias, servicios de emergencia, cuidadoras de personas dependientes, trabajadoras del hogar, personas en situación de vulnerabilidad y sociedad en general.

Por eso en este primer boletín de 2020, además de los contenidos habituales, hemos querido incluir y recopilar información para hacer más llevadera esta situación: información sobre prestaciones, guías y documentos para el afrontamiento psicoemocional y algunas herramientas para el teletrabajo.

Esta situación de emergencia sanitaria ha puesto todavía más de relieve la crisis estructural de cuidados que ya teníamos, entendiendo los cuidados en sentido amplio, en el ámbito formal y no formal, desde lo individual y desde lo colectivo. Ha puesto sobre la mesa la necesidad de poner la vida y los cuidados en el centro, de contar con recursos públicos sanitarios, sociales y educativos de calidad, que se han visto muy precarizados y maltratados en los últimos años. La necesidad de reflexionar sobre la importancia de la corresponsabilidad y de las medidas y recursos de conciliación eficaces y efectivos. En este último punto también ha visibilizado que medidas como el teletrabajo y las adaptaciones (que no reducciones) de jornada son posibles y factibles en muchos sectores profesionales.

Nos preocupa el impacto biopsicosocial que la situación derivada del Covid-19 está teniendo (y va a tener) en las/os profesionales y personas afectadas y, especialmente, en las personas más vulnerables: mujeres que están sufriendo violencia de género, trabajadoras de la limpieza, del hogar y los cuidados (trabajando en condiciones muy precarias y expuestas a múltiples riesgos laborales), familias monomarentales, mujeres con responsabilidades familiares no compartidas que se están haciendo cargo  del cuidado de personas dependientes y/o afectadas por la enfermedad, personas sin hogar, personas desempleadas y trabajadoras precarias, personas con diversidad funcional, personas mayores, trabajadores/as autónomos/as, etc. Y, sobre todo, el impacto que va a tener en la vida de las mujeres, sobre las que siguen recayendo mayoritariamente los cuidados, las violencias y las desigualdades y discriminaciones en el ámbito laboral, tal y como se vienen denunciando cada 8 de marzo, a través de las voces de miles de mujeres. Necesitamos echar una mirada a éstas y otras realidades, una mirada amplia, integral, global.

Por otro lado también estamos asistiendo a estupendas iniciativas solidarias, colectivas (vecinales, comunitarias, etc) de la sociedad civil, organizándose en torno a los cuidados. Generando grupos de ayuda mutua para facilitar la cobertura de necesidades básicas de personas que se encuentran solas, de aquéllas que no pueden salir a hacer la compra de alimentos y medicinas, y apoyando a las/os profesionales de los diversos sectores que están dejándose la piel día a día para facilitar la labor de cuidados biopsicosociales (sanitarios, emocionales, de apoyo social, soporte vital, alimentación, higiene...). Cuando todo esto pase, que esperamos que sea lo más pronto posible, confiamos en que nos haya servido también para la reflexión, la toma de conciencia de la necesidad de repensar y transformar ciertas estructuras sociales y económicas y el cambio a una sociedad más igualitaria y equitativa, más corresponsable, más tolerante, más solidaria. Una sociedad en la que el cuidado (a una/o misma/o, a las demás personas y al propio planeta) se vuelva a poner en valor y ocupe la posición que le corresponde como un recurso básico y vital.

Mucho ánimo y fuerza para estos días.

Ana Rojas Martín.

Psicóloga. Proyecto Cli@ por la Igualdad.

Área de Empleo, Federación de Mujeres Progresistas.